¿Por qué hay gente que haga lo que haga lo hunde? Optimismo e ilusión como energía para el cambio (ver vídeo).

Liderazgo empresarial: Emilio DuróEn esta ocasión, aprovechamos este espacio para recomendaros un vídeo que os resultará muy interesante. Se trata de una conferencia de Emilio Duró. Duró ha trabajado como directivo de varias empresas importantes, y cuenta con una amplia experiencia como formador y consultor. Además, en los últimos años ha destacado como experto en gestión del liderazgo y en especial del optimismo. Los últimos años de su carrera los ha dedicado a estudiar la gente que es feliz.

A consecuencia de un acontecimiento que le hizo replantearse su filosofía de vida, Duró comenzó a interesarse y a intentar dar respuesta a preguntas como: ¿Por qué hay gente que haga lo que haga todo le sale bien? Y ¿por qué hay gente que haga lo que haga lo hunde? ¿Hay gente que es feliz por naturaleza? ¿Es algo genético? ¿Se aprende a ser feliz?

Antes de dar respuesta a estas preguntas, Duró plantea que el mayor cambio al que se ha tenido que enfrentar el ser humano en toda su vida ha sido la esperanza de vida, y asegura que éste es el motivo que hace que mucha gente no se sienta feliz cada día. Duró afirma que el éxito viene en un noventa por ciento de la forma que tenemos de ver la vida, de las actitudes con las que nos enfrentamos a ella cada día, y no tanto de los conocimientos técnicos que poseemos. En consecuencia, este experto de la felicidad cree que la felicidad no viene por conseguir las cosas que deseamos en la vida, si no por tener motivos que nos hagan levantarnos cada mañana, por encontrar el porqué de vivir y saber mantener la pasión de la vida.

Durante casi dos horas de conferencia de ambiente distendido, llenas de humor, ironía y preguntas trascendentales, Duró plantea todas estas cuestiones. Para ayudarnos a encontrar nuestras propias pasiones, que nos den motivos para levantarnos por las mañanas, es necesario cambiar la forma de pensar y concentrarse en transmitir alegría, entusiasmo y pasión. Pocas veces una conferencia consigue hacerte reír, llorar y nos mantiene atentos durante dos horas, pero Emilio Duró, además de darnos algunas claves para ser un poco más felices, nos contagia de su ilusión y nos prepara para abordar el resto del día con mayor optimismo

 

Comparte en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja tu comentario